12 Claves para tener un buen perfil en LinkedIn

LinkedIn tiene más de 610 millones de usuarios, aunque sólo 303 millones son usuarios activos. Más del 70% de los usuarios son de fuera de Estados Unidos, aunque es el país con más usuarios en la red profesional, con 150 millones. Los siguientes países con más número de profesionales en LinkedIn son India, China, Brasil y Reino Unido. España se encuentra en el decimosegundo puesto en número de usuarios.

Siempre he dedicado buena parte de mi tiempo a LinkedIn. Tengo la buena costumbre de dedicar el ratito del café de la mañana a hacer nuevos contactos, aprovechar sinergias, interactuar y mantenerme al día de la actualidad de mi sector.
LinkedIn es una de mis redes sociales favoritas ya que el tiempo invertido en ella es de utilidad y tiene un retorno de alto valor en mi caso.
Es una red imprescindible para cualquier perfil ya que pueden darse oportunidades de crecimiento profesional, además del aprendizaje constante que puedes adquirir, por no mencionar la posibilidad de mejorar tu presencia e imagen de marca personal en la gran red profesional.

Muchos departamentos de Recursos Humanos han empezado a usar LinkedIn en los últimos años, aprovechando las opciones y funcionalidades que ofrece esta red profesional para captar talento, sin duda alguna es una gran herramienta a tener en cuenta en procesos de selección para captar talento.

LinkedIn se ha hecho bastante popular en los últimos años, por no mencionar el incremento de su uso como consecuencia de la pandemia del COVID-19. Muchos usuarios han aprovechado la coyuntura para actualizar sus perfiles, aumentar sus contactos y usar el marco verde en la foto de perfil: Open to work.

Tener un buen perfil es fácil si sabes cómo. Veamos algunas recomendaciones y consejos para optimizar tu perfil, acciones y estrategia que mejorarán sin duda tu presencia en LinkedIn.

Objetivo

Lo primero es saber por qué debes o quieres estar en esta red social profesional. Los motivos pueden ser muy diferentes:
– hacer nuevos contactos para establecer nuevas sinergias
– mejorar y potenciar tu imagen profesional
– encontrar nuevas oportunidades profesionales
– estar al día de las novedades y noticias de tu sector
– conectar con posibles clientes potenciales

Establecer tu objetivo te ayudará a tener una mejor estrategia y que ésta se adapte a esos motivos/objetivos. Tener claro el foco te permitirá ser más eficiente e implementar acciones ajustadas alineadas con lo que quieres conseguir.

Imagen de perfil

Este punto puede parecer muy obvio pero tengo que mencionarlo tras haber visto muchas fotos de perfiles que no eran nada adecuadas para esta red social.
No es necesario que la foto sea encorsetada o demasiado formal, pero sí que debe tener un mínimo de formalidad. La foto de perfil debe cumplir unos requisitos mínimos: debe aparecer tu cara y ésta debe verse bien. El contexto no es relevante si no se te distingue a ti como persona. Recuerda que debe representarte y que la foto de perfil es lo primero que se ve, es tu carta de presentación. ¿Cómo quieres causar esa primera impresión? Ya sabes lo que dicen, una imagen vale más que mil palabras.
Olvídate de tus fotos con gafas de sol, de vacaciones, tomando una copa o de las fotos con amigos o familia. Recuerda que la foto debe ser profesional, porque para algo estás en esta red profesional.

Imagen de portada

Todos los perfiles de esta red social permiten personalizar la imagen de portada.
Esta es tu segunda oportunidad para causar una buena impresión. Mi recomendación es que esté vinculada con tu ámbito profesional, tu trabajo y a lo que te dedicas.

Titular

Este es otro elemento muy importante a tener en cuenta. Como su propio nombre indica, el titular será lo primero que lean otros usuarios de LinkedIn de tu perfil. ¿Cómo debe ser este titular? Debe aportar información de manera clara, directa, precisa y sencilla al mismo tiempo. Mi recomendación es que ese titular contenga información sobre tu máximo valor, en qué eres buen@, qué se te da bien, cuál es tu pasión… No olvidemos que siempre nos estamos refiriendo al ámbito profesional, así que puedes ayudarte de keywords vinculadas con tu profesión o ámbito de trabajo.

Extracto o Acerca de…

Muchos perfiles no tienen este campo cumplimentado y es un gran error.
En este espacio puedes explicar en pocas palabras tu trayectoria o tus aptitudes pero, ¡ojo! no confundas el extracto con un resumen de tu currículum. El extracto debe servirte para conectar con los perfiles “foco” que hayas marcado en los objetivos que mencionaba al inicio de este post, así pues el contenido a detallar en este extracto vendrá determinado por eso. También debe ser directo, sencillo y claro, pero sobre todo, explicativo y debe aportar valor al lector.

Experiencia

LinkedIn ordena las experiencias de más reciente a más antigua, así que no tienes que preocuparte por el orden en el que aparecerán.
Mi recomendación es incluir siempre entre 5 y 10 de las tareas más importantes desempeñadas en el puesto. Es importante ser conciso en este punto para que al lector de tu perfil le queden claras cuales eran tus funciones y tu posición de un vistazo rápido.
No incluyas empleos de hace más de 10 años ya que pueden no ser relevantes y haber quedado en cierto modo obsoletos o no aportar nada a tu perfil actual.

Educación, Licencias y Certificaciones

Al igual que la experiencia, mi recomendación es incluir las más importantes o relevantes para tu perfil. Licenciaturas, Másters, Posgrados y educación reglada determinante.
Keywords, Como en toda red social, las palabras clave son importantes y pueden ayudarte a conseguir tus objetivos. Estas palabras clave te ayudarán a que tu perfil sea encontrado con mayor facilidad.

Contenido

En este punto LinkedIn funciona como todas las redes sociales, una vez tienes tu perfil creado, necesitas generar movimiento con él, interacción y también contenidos.
Hay diferentes maneras de hacerte ver en esta red social profesional, puedes comentar los posts y contenidos compartidos de tus contactos, aportando tu visión, argumentando opiniones o añadiendo valor al contenido. Puedes también recomendar o interactuar con dichos contenidos. LinkedIn permite interactuar con las siguientes acciones: Recomendar, Celebrar, Apoyar, Encantar, Interesante, Curiosidad.
También puedes compartir el contenido en tu propio perfil.
Respecto a la creación de contenido en LinkedIn, recuerda que en esta red funciona muy bien el contenido de opinión, que muestre experiencias profesionales propias o contenido de actualidad sobre tu sector o ámbito profesional. También es un espacio en el que puedes compartir información sobre a qué te dedicas en el caso de ofrecer algún tipo de producto o servicio. De nuevo y como ya hemos comentado anteriormente, la estrategia de contenidos de tu perfil de LinkedIn deberá venir marcada por tus objetivos en dicha red social.

Contactos

He visto muchos perfiles en LinkedIn en los que detallan el número de contactos que tienen, como si eso hiciera mejor dicho perfil. El hecho de tener más o menos contactos o seguidores no determina la calidad profesional de un perfil en LinkedIn.
Mi recomendación es la calidad sobre la cantidad. Establece contacto con los perfiles que realmente puedan aportarte valor,, ya sea con sus contenidos o como persona de gran trayectoria profesional. Es importante que tu red de contactos en LinkedIn sea de calidad y valor.

URL Personalizada

Personalizar la url de tu perfil es importante para que cuando la pegues en tu cv o tengas que compartirla online quede profesional.

Recomendaciones

Estas recomendaciones pueden ser de compañeros, clientes, proveedores o contactos con los que se ha establecido cualquier tipo de sinergia o colaboración profesional.
Las recomendaciones están a la orden del día, tanto hacerlas como recibirlas así que te animo a que empieces a trabajar en este apartado de tu perfil de LinkedIn.
Éste es un apartado o sección que siempre miro en los perfiles de LinkedIn. Me resulta muy interesante conocer la opinión de sus compañeros de trabajo, clientes, o proveedores o ver qué recomendaciones han aportado al perfil. Como anécdota, me parecen muy “curiosos” los perfiles con largas permanencias en empresas sin una sola recomendación de compañeros. No comments.

Invierte tiempo en LinkedIn

Como te comentaba al inicio del post, yo dedico bastante tiempo de manera diaria a LinkedIn. Mi recomendación es dedicar un ratito diario, dependiendo de tus objetivos y de lo que quieras conseguir. Ese “ratito” puede ir desde 20 minutos a 1 hora.
Durante esa inversión de tiempo te recomiendo diversificar tus acciones, es decir: crea contenido, interactúa, comparte y haz nuevos contactos.

Y tú, ¿tienes perfil en LinkedIn? ¿Qué mejoras añadirías a tu perfil?